El Heraldo
Opinión

El sueño

Algunos pueblos y civilizaciones han abierto capítulos interminables advirtiendo unos, dimensiones mágicas, anticipaciones y comunicación con entidades metafísicas.

El mundo de los sueños es tan amplio y profundo como nuestra mente, tan desconocido e inquietante como las miles de funciones que el cerebro humano es capaz de proponer y, de las cuales conocemos poco y nada. Es imposible escapar al  misterio de los sueños y, en consecuencia, a la proximidad con su interpretación. 

Desde tiempos remotos hasta nuestros días, el hombre ha procurado encontrar en ellos respuestas y significados, ha tratado de descifrar sus códigos, su formas, su procedencia y su efecto sobre la realidad o la existencia. Cada quien en cada esquina con una tesis diferente. Todas respetables. Es válida la del científico, la del filósofo, la del psiquiatra, la del psicólogo, válida la del chaman y válida la del vecino.

Sobre los sueños, algunos pueblos y civilizaciones han abierto capítulos interminables advirtiendo unos, dimensiones mágicas, anticipaciones y comunicación con entidades metafísicas; otros, los han asociado con un reservorio de nuestra vida cotidiana y algunos estudiosos de avanzada, los han considerado un acopio de sabiduría, la expresión simbólica del inconsciente de los individuos. 

Por estos días los diálogos pandémicos también abordan el mundo onírico en diferentes esferas y plataformas. 

Deirdre Barret, autora, psicóloga y profesora en el departamento de psiquiatría de la escuela de medicina de Harvard cumple varias décadas estudiando los sueños, especialmente, los que están ligados a momentos de crisis: los ataques del 11 de Septiembre,  Irak 1990, veteranos en combate entre otros. 

En marzo de 2020 puso en marcha un estudio on line con voluntarios para analizar los sueños en pandemia. A la fecha, 9 mil relatos, 40 países y sueños con similitudes asombrosas. 

Movimientos de la naturaleza, tsunamis, olas inmensas que golpean las ciudades, insectos que vuelan en masa, temperaturas altas, contacto cercano con lideres políticos, son algunos de los testimonios en común que arrojó el ejercicio. 

Se puede modificar lo que soñamos, si modificamos la forma como vivimos. La mejor forma de hacerlo según la experta es “pensando en lo que usted quiere soñar, imaginándolo, deseándolo”

Otras corrientes afines con practicas milenarias orientales, medicinas convencionales y alternativas, también lo respaldan. 

La meditación, el pensamiento tranquilo, la respiración, la conexión con cada inhalación, la gratitud con el universo, la interpretación de la vida como el bien más preciado, la libertad, el silencio, la compasión y el respeto, el caminar, el alimento honesto, el perdón, el dibujo del horizonte sano, la armonía y la fe son, entre otras, herramientas vitales que en repetición diaria, modifican las profundidades del alma, las fantasías y los anhelos, aumentan los campos de resonancia, afectan positivamente las estructuras del sueño generando reacciones tangibles en el mismo, en su cantidad y calidad, lo cual se que traduce en aumento inmediato en la capacidad inmunológica, evita episodios de depresión, reduce posibilidades de desarrollo de enfermedades conexas y constituyen el inicio de la custodia de la paz física y mental. 

La observación de los acontecimientos desde el borde de la cama, en la orilla de la noche, mientras dormimos, puede ser una de las la llaves que permita variar lo que soñamos y entonces, lo que vivimos.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Más Columnas de Opinión

El Heraldo
Manuel Moreno Slagter

Los números no mienten

Vaclav Smil es un profesor emérito de la Universidad de Manitoba. Aunque ha escrito más de cuarenta libros y ha sido mencionado con elogios por Bill Gates y Steven Pinker, su obra todavía es poco conocida en nuestra región. Uno de sus últimos

Leer
El Heraldo
Eduardo Verano

Los carros del futuro

El presidente de Ford Motor Company anunció que lanzará una novedosa camioneta con todas las exigencias ambientales. Se denominará F-150 Lightning y será el vehículo más inteligente e innovador fabricado por Ford en toda su historia.

Leer
El Heraldo
Roberto Zabarain

¡Es con costeños!

Sabido es que esta no es columna deportiva, ni nunca ha pretendido serlo. Empero, dado que es de actualidad, y hoy juega nuestra Selección, hablemos de fútbol, pero  comencemos por el equipo del alma, pasión caribe que, cual alternancia, g

Leer
Ver más Columnas de Opinión
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.