¿Quieres recibir notificaciones?
Si
No
INGRESAR Explora tu perfil

Amigo lector,

Haz disfrutado 5 de 10 contenidos gratuitos.

Nuestro deseo es que continues informandote y disfrutando de todo nuestro contenido, por eso te invitamos a iniciar sesión ó crea tu cuenta gratis en nuestro portal.

SUSCRÍBETE
Deportes

Taquitos y batazos | Menos mal vuelve la Champions

¡Aleluya! ¡Por fin! Ya era hora de desintoxicarse de tanto bodrio que hemos tenido que padecer durante el actual semestre por estos lares. Menos mal llegó la Champions con su fútbol veloz, intenso, vibrante, emotivo y repleto de golazos para deleitarnos el paladar futbolístico y pasar la amargura de un Junior sin sal, sin picante, sin pimienta, sin sabor y (según lo dicho ayer por Julio Comesaña) sin la voluntad y sin la convicción de cambiar la vieja receta (que ahora no está funcionando) y agregar nuevos ingredientes.

Lo que vimos el domingo anterior en Neiva, por ejemplo, fue más de lo mismo: un festival del bostezo. Toque insulso, sin ton ni son, lentitud, imprecisión, escasísimas opciones de gol, actitud conformista e impotencia ofensiva. Dos golazos (eso sí, Cantillo y Amaya anotaron dos tantos de gran factura) y nada más. El trámite del juego resultó monótono, desesperante, fastidioso. ‘El Tiburón’ mordió la red rival con el ‘Cantillazo’ y ‘hablamos’, nos vemos, chao bye bye. Se despidió de la portería de un Huila supremamente liviano. Falta de ambición en todo su esplendor.

Ese pobre espectáculo que se vio en la capital huilense es el mismo que observamos en muchos estadios del país (la mayoría desiertos). Se presentan varios partidos buenos y muy entretenidos como el primer clásico entre Medellín y Nacional (4-2 a favor de los verdes), pero la generalidad son partidos cerrados, lentos, sosos y con constantes interrupciones.

Hoy en día todos los equipos están sumergidos en una aburridora irregularidad en la que cualquiera, por muy poco que tenga, le gana a cualquiera. Los jugadores pasan de los sublime a lo ridículo con mucha facilidad.

Yo me imagino que las 17 casas de apuestas avaladas por Coljuegos deben estar felices porque acertar el ganador de un duelo del balompié nacional es bastante difícil.

Esperamos que los jugadores de Junior dejen de ser un tiro al aire (a veces sí, a veces no) y que hagan muchas más de cal que de arena. También que Comesaña reflexione, haga autocrítica (como hizo Cantillo), frene la quisquilla y belicosidad con los periodistas, deje la insistencia (ya es terquedad) con James Sánchez, busque otras alternativas para el onceno titular y no se demore tanto en hacer las sustituciones durante el juego. Mejor dicho, que Junior recupere algo del fútbol y la armonía que le significó lograr dos títulos de Liga, una Superliga y una final de la Copa Sudamericana. Ese equipo del segundo semestre de 2018 sí daba gusto verlo jugar. Mientras eso regresa (si es que regresa), menos mal vuelve la Champions.

Más Columnas de Opinión

Humberto Mendieta

La movida pensional

La propuesta de trasladar a miles de colombianos del régimen privado de pensiones al público sufrió un revés del que no se va a levantar. Mucha gente que había caído en el error –varios abogados dicen que fue engaño- de vincularse a fondo

Leer
Hernando Baquero Latorre

Confianza

Esta semana sucedieron tres hechos que de no ser entendidos y, a partir de ahí, atendidos prontamente, cambiarán de manera radical el curso de la pandemia en nuestra región, país y en el planeta.

Además del impacto mediato, pueden g

Leer
Kelina Puche

Lupa al mercado laboral

Luego de que el Dane diera a conocer el aumento de la tasa de desempleo al 19,8% en el mes de abril, el más alto de al menos los últimos 20 años, de a poco se alcanza a cuantificar la magnitud de los efectos del confinamiento en nuestra econom

Leer
Ver más Columnas de Opinión
La sesión ha sido cerrada con exíto
Por favor, complete su información de registro aquí
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web