El Heraldo

A los cubanos les han sacado sus valores

Del intercambio beisbolero que hubo recientemente en La Habana, con motivo de la visita del presidente de Estados Unidos Barack Obama, no digamos que se estableció superioridad, cuando la novena de Tampa venció a la selección cubana por 4 carreras a 1. Un partido no dirime nada, ni permite conclusiones, pero si permite algunas evidencias que son más claras que el agua clara, como decía muchos años atrás un familiar nuestro.

En el partido 2 o 3 lanzadores sin renombre de Tampa, frenaron a los cubanos, que sí pudieron salvarse de una blanqueada ello se debió a un cuadrangular. Y más nada, porque si cierto es que el equipo cubano bateó más hits que su oponente, tan cierto eso fue que fue bateo aislado, incapaz de haber facturado un rally ofensivo.

También hubo evidencia de la devastación que de los buenos peloteros cubanos, llevada a cabo por traficantes que se las arreglan para sonsacarlos y trasladarlos a los Estados Unidos en un periquete. En el campo de las serpentinas los cubanos han tenido bajas por esa vía la balsa, aunque también aprovechando esos traficantes para sacarlos de las delegaciones, esconderlos transitoriamente y llevarlos al béisbol organizado.

El mánager cubano hizo rotación de los pocos valores que tienen, pero ninguno mostró mayor velocidad ni dominio en el conteo y bateo, mientras los de Tampa mostraron sus ligas con un par de incogibles, hasta sumar cuatro anotaciones.

En una entrega que hicimos en nuestra colaboración con este periódico, divulgamos que entre el gobierno cubano y los dirigentes del béisbol organizado de Estados Unidos hay conversaciones tendientes a normalizar las relaciones beisboleras y los peloteros cubanos puedan salir de la isla por medios lícitos. Los cubanos piden que pelotero listo a salir le pague el estado cubano  una suma por determinar para concretar la operación.

Cuba fue -lo  saben muchos- el gran surtidor humano de jugadores para los clubes de Grandes Ligas. La proporción con respecto a los demás países latinoamericanos como de 5 a 1, esto es, por cada jugador del Caribe que entrara al béisbol organizado, entraban 5 peloteros cubanos. Aquello lo terminó Fidel Castro con un plumazo. Y como suele decirse, hecha la ley, hecha la trampa: más que pronto entraron las balsas. Que transcurra el tiempo para ver un nuevo clima entre americanos y cubanos.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Más Columnas de Opinión

El Heraldo
Orlando Araújo Fontalvo

El viejo Fuenmayor

En cuanto a la reivindicación del viejo José Félix, el «abuelo sabio» y el más joven de los escritores del Grupo de Barranquilla, han desempeñado un papel protagónico sus discípulos más aventajados. La frase de Álvaro Cepeda Samudio, «

Leer
El Heraldo
Óscar Borja

¡En surco de dolores!

Los escándalos en Colombia trascienden de tal manera que por vergonzosos que sean los hechos todo es normal. 

Vehículos destinados a la protección de dignatarios o personas en riesgo, y que están a cargo de la unidad nacional de

Leer
El Heraldo
Álvaro Villanueva

La caminata de la luz

Salir a caminar con los niños, familiares o amistades, es una de las prácticas más convenientes, desde el punto de vista de donde se mire. Saludable, en todos los aspectos, físico, mental, de coordinación y lleno de estímulos, que ponen en a

Leer
Ver más Columnas de Opinión
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.