El Heraldo
Columnistas

#CastroCaycedo

Se fue Germán Castro Caycedo y con él un gran hombre, un pensador y sobre todo alguien que siempre se sobrepuso al miedo a las amenazas, fue valiente como mi padre.

Tuve la fortuna de querer ser penalista como mi padre desde que tengo uso de razón y el mayor regalo que me dio él fue poder acompañarlo a la mayoría de sus reuniones y escuchar, como cuando estaba escribiendo sobre el derecho penal en la obra de García Márquez y lo acompañé varias veces al apartamento de Gabo en Bogotá, visitas que me permitieron luego poder actualizar ese libro con mi padre y David Teleki, ese hijo se llama El derecho penal en Macondo.

Comimos muchas veces, y los bogotanos o quienes estudiaron en Bogotá recordarán, en Perros Alonsín, al dueño, cliente también, y a mi viejo le gustaba comentar el caso de madrugada al sabor de su comida.

El Festival Vallenato lo llevo en la sangre y el cuerpo por la defensa y posterior amistad que hiciera mi padre de Consuelo Araujo, La Cacica, que lo único que no pudo inculcarme fue la “mala” costumbre de pararme a bailar en medio de una parranda.

 Así puedo contar libros enteros de anécdotas, pero hoy quiero centrarme en que también gracias al derecho penal conocí y conversé con Germán Castro Caycedo, formidable escritor y periodista, amigo primero y luego cliente de mi padre.

La Bruja, ese libro, fue el motivo que unió profesionalmente a esos dos titanes en su oficio, por eso escuché cómo realizó la investigación y cómo profundizó en sin número de hechos para escribirlo.

Muchas veces consejero uno del otro, más el escritor del abogado que al revés.

Castro Caycedo era admirado por mi papá y por eso no le cobró, le parecía que era un honor hacerlo y así nos sucede a quienes llevamos el penal inserto en el alma, en el corazón , él agradecido después nos regaló el primer computador que tuvimos en casa y que aún conserva la familia.

Es un tema de admiración, no de pesar, es un tema de compromiso con alguien a quien se admira.

Se fue Germán Castro Caycedo y con él un gran hombre, un pensador y sobre todo alguien que siempre se sobrepuso al miedo a las amenazas, fue valiente como mi padre.

Termino diciendo que varios de los consejos que mi papá le dio sirvieron, sobre todo frente a lo que sucedería en el futuro, por eso le decía el brujo del derecho.

Lo recordaremos siempre unos como escritor,  periodista e investigador, otros como gran ser humano, yo lo recordaré como todo eso y más, porque fue un gran amigo de mi papá.

Saludos a mi viejo allá donde se encuentren.

 

                                                                                                              

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Más Columnas de Opinión

El Heraldo
Fernando Giraldo

Miedo a perder el poder

Esta semana, la Corte Constitucional concedió personería jurídica a Colombia Humana, partido político de Gustavo Petro. Las dos implicaciones principales de esta decisión son: primero, coloca a dicho movimiento y a su candidato presidencial e

Leer
El Heraldo
Tatiana Dangond

La mentira de Instagram

Aunque para muchos resulte obvio que Instagram afecta la salud mental de sus usuarios, los resultados de un estudio realizado por Facebook y dado a conocer esta semana por The Wall Street Journal muestran los graves efectos de esta red social sobr

Leer
El Heraldo
Rafael Nieto

Por una Colombia sin crimen

La seguridad se está deteriorando a pasos agigantados. No es un problema de percepción. Las cifras lo demuestran: el delito común está tornándose más violento; asesinan un promedio de dos miembros de la fuerza pública por día; a junio llev

Leer
El Heraldo
José Félix Lafaurie

¡Ojo con Nicaragua!

Hoy inician las audiencias orales en la Corte Internacional de Justicia, dentro de la demanda de Nicaragua contra Colombia por supuestas violaciones de sus derechos. Para su defensa, el Gobierno cuenta con internacionalistas de primer nivel,

Leer
Ver más Columnas de Opinión
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.