El titulo es:Descarga 71

Últimas noticias

Vigías de patrimonio en el Malecón orientando a turistas.
19:32

Cifras del Sistema de Información Turística del Atlántico...

Harold Ospina, director del Festival de Cortometraje.
19:15

El FICICA se desarrollará desde hoy hasta el sábado. Los...

16:19

En un allanamiento a una vivienda en Cereté, las...

16:10

Desde la vivienda de sus familiares, el féretro de la menor...

16:09

“Es muy cínico insinuar que está dispuesto a someterse a...

15:53

La medida busca reducir la cifra de hacinamiento que...

Los productos cuando salían de puerto nuevo hacia Curazao.
15:27

Se reinició así una relación comercial entre este...

15:10

Este se llevará a cabo en el municipio de Fonseca a través...

Erika Patricia Díaz Fandiño, victima.
14:49

La víctima, también miembro de la institución, llegó sin...

14:44

Fanning, de 21 años, es la miembro más joven...

Columnas de opinión
Actualizado hace 1 años

Descarga 71

El pensamiento es una vaina jodida y solo tiene dos alternativas: o está a tu favor o en tu contra. Dependiendo de cómo lo resuelvas se consigue la salud o la enfermedad mental. En un momento de la vida las circunstancias te ponen en conteo de tres bolas y dos strikes y tienes que fijarte bien en el próximo lanzamiento, porque te ponchas o conectas de hit, vale decir, te enfermas o te sanas.

Menos mal que, desde hace un buen rato, apenas despierto rezo la oración GDBD, de Rubén Blades: “Despiertas, no has podido dormir muy bien, te levantas, caminas y pisas uno de los charcos de orines que el nuevo perro ha dejado por toda la casa”. Los motivos de ese personaje son distintos a los míos, por supuesto, pero son mi puesta en escena de todas las mañanas en la realidad de un país que tiene una crisis tremenda en la salud y que nos afecta directamente a pacientes y médicos. A unos niveles que preocupan porque parece asunto imposible de resolver.

“Miras el reloj, hueles el café, te vistes, no encuentras la correa”, y me digo a mí mismo: sereno, moreno, en el sistema de salud actual, cualquier cosa puede pasar, de pronto no hay esto, o se dañó aquello, no botes el chupo, ‘teiquirisi’. Pero, la vida te da sorpresas, más allá de las canciones del panameño, porque te pone en el momento exacto de tres y dos. El lanzamiento que viene, uno lo intuye, es un wild pitch, y tengo que saber si le hago swing o no. Ayer, me tiraron uno bien bravo en mi sitio de trabajo. Cuando llegué, no pude realizar mi labor como médico por una serie de circunstancias que lo imposibilitaban.

Generó unas sensaciones muy complejas, sobre todo a nivel del pensamiento, donde debía tomar la decisión de hacerme daño repitiéndome el discurso interminable del análisis de cómo está la salud en Colombia y tal y tal y tal, hasta enfermarme en ese ciclo vicioso e irresoluble; o aportarle a las neuronas un cuento más sublime para manejar el impacto del wild pitch. Salí caminando hacia la primera base porque no hice swing, esperando que el coach de esa esquina me tenga un café bacano para tirarle cacumen a la situación.

Gracias a la sincronía –coincidencia en el tiempo de dos o más circunstancias, especialmente cuando el ritmo de uno es adecuado al de otro–, pude llegar tranquilo al dog out para manejar una situación tan delicada. Ocurrió en el celular. Era Adolf Rahmer, quien  tiraba una vitamina a esas horas de la mañana, pocos minutos después del tres y dos. Denomínase vitamina a un éxito musical de especial significado, sobre todo si es un incunable. Se trataba de un tema de Willie Rodríguez, Descarga 71, para recordar el año de su impresión, que escuchábamos y bailábamos antaño y no lo recordábamos desde entonces.

Nada me habría resultado más terapéutico que esa canción a esa hora para sublimar un momento en que la realidad me estalló en la cara y me gritó: sí puede suceder, todo se puede acabar.

haroldomartinez@hotmail.com

Imagen de sandra.carrillo
X

Hola,

Bienvenido a tu cuenta de EL HERALDO. Aquí puedes conocer más sobre tu cuenta, además de ver y editar su información personal.

Con tu cuenta de EL HERALDO vive una nueva experiencia. Los usuarios registrados tienen acceso a:

Acceso Ilimitado

Accede a EL HERALDO

Bienvenido, por favor ingresa con tu correo electrónico y contraseña registrada.

Recuerda que puedes usar tu cuenta de EL HERALDO en cualquiera de nuestros portales.

Conéctate con tu cuenta de Facebook o Google
¿Tienes problemas para ingresar? Escríbenos a soporteweb@elheraldo.co

Registrate en EL HERALDO

Crea tu cuenta en EL HERALDO y vive una nueva experiencia. Los usuarios registrados tienen:

Acceso Ilimitado

¿Tienes problemas para registrarte? Escribenos a soporteweb@elheraldo.co
x

Reestablecer tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el cual te registraste, para enviarte el enlace para reestablecer tu contraseña.

La sesión ha sido cerrada con exíto
Por favor, complete su información de registro
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web