El Heraldo
Opinión

Besamanos, caribañola, Angustias

 Lo que preguntan por ahí.

¿Cuál es el origen del ‘besamanos’? Darío Diago, B/quilla

El besamanos era un acto solemne al que concurrían el estamento oficial, dignatarios y algunos lagartos para mostrar su adhesión a la institución de la monarquía, al rey y a damas allegadas, a quienes, al momento del saludo, les hacían una venia y les besaban la mano. Hoy esta ceremonia está circunscrita a la realeza internacional y a las recepciones de Estado de países monárquicos. Una versión dice que la instauraron los persas, que usaban el beso como saludo, pero cuando se trataba del rey, dependiendo del rango, le besaban la mano o le hacían una reverencia o se arrodillaban o se prosternaban. Otra dice que en las audiencias, griegos y romanos rozaban con la mano la ropa del monarca y luego la llevaban a la boca, la misma acción de muchos cuando se persignan. Hay otro tipo de besamanos, que es la costumbre, hoy en desuso, de saludar a una mujer, casada y con visos de gran dama, tomando su mano, haciendo el ademán de llevarla a la boca sin que los labios la toquen y efectuando una ligera venia.

¿Al fin, cómo es: carimañola o caribañola? Carlos Pinilla V., Bogotá

En Crónica de una muerte anunciada, García Márquez dice: “Ella solía invitarlo a desayunar en nuestra casa cuando había caribañolas de yuca y mi madre las estaba haciendo esa mañana”. En el Gran libro de la cocina colombiana, registrada como vianda barranquillera, también aparece escrito caribañola. En el Lexicón de colombianismos figuran caramañola, carimañola y caramayola, y dice que el nombre quizá “proceda de alguna semejanza de la forma de la empanada con la caramañola, cantimplora que usan los soldados para beber”. Todos estos términos, que aluden a la masa de yuca frita rellena de carne o queso, son correctos, aunque el de uso más extendido en Barranquilla es caribañola.

Le oí decir a una española llamada Angustias que su nombre es una ‘advocación mariana’. ¿Qué es eso? HVM, B/quilla

En el caso de los nombres propios, una advocación mariana es una alusión a la Virgen o a sus sufrimientos, atributos, apariciones o milagros, para invocar su protección. La aflicción de María por el prendimiento y crucifixión de su hijo se refleja en nombres como Angustias, Dolores, Soledad, Martirio… Pero no todo son congojas marianas: también existen Milagros, Remedios, Socorro, Mercedes, por Virgen de los Milagros, de los Remedios, del Socorro, de las Mercedes; y también Pura, Auxiliadora, Altagracia, Consuelo…

Nota: Me dice el lector José Antonio Moreno Armella: “Su referencia al cosismo me recordó que, para desestimar alguna propuesta que le plantearan, el presidente Alfonso López Pumarejo decía: ‘Por ahí no es la cosa’. Y santo remedio. Por su parte, el presidente Alberto Lleras –el gran escritor colombiano del siglo XX– para desestimar algo se refería a lo deleznable que podría resultar ‘cosa semejante’, figura que, si cabe el término, utilizó en varios de sus discursos, artículos y editoriales”.

edavila437@gmail.com

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Más Columnas de Opinión

El Heraldo
Carlos Eduardo Correa Escaf

Pensar a largo plazo

Si todos comprendiéramos los retos ambientales nacionales y mundiales, sería mejor para el planeta y quienes lo habitamos.

En el Gobierno asumimos un compromiso muy importante para el planeta al aumentar, en diciembre de 2020, nuestra

Leer
El Heraldo
Hernando Baquero Latorre

Coraje

El deporte mundial se sacudió esta semana con el anuncio hecho por la gimnasta artística estadounidense, Simone Arianne Biles. La más laureada de la historia en las competencias de su disciplina se retiró de la final olímpica declarando que y

Leer
El Heraldo
Kelina Puche

Sacúdete

Esta semana recibimos en la ciudad la visita del ministro de trabajo, quien socializó el alcance del Decreto 688 del 2021 encasillado en la estrategia que han denominado “Sacúdete” buscando dar respuesta a uno de los problemas que llevamos a

Leer
Ver más Columnas de Opinión
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.