El titulo es:Paz

Últimas noticias

15:28

Esta misión es el sexto despliegue del Comfort en el país....

Priscilla Ruiz, rectora del colegio Altamira.
15:25

Su vida se la dedica a la enseñanza, gracias a estar en...

15:13

El pronunciamiento surgió en la XXVI Cumbre...

Quintana presenta sus facetas como cantante y productor.
15:03

El artista se destaca como interprete y productor musical....

El video fue grabado en Miami y fue dirigido por Jessy Terrero.
14:52

Es la primera vez que el artista newyorkino interpreta una...

Maritza Chavarro Antury (izquierda) directota seccional de Sucre y Luz Mery Cecilia Díaz Genes, funcionaria que la denuncia.
14:45

 Funcionaria asegura que todo inició en agosto de 2017...

Castro fue trasladado hasta el Hospital de Barranquilla donde recibe atención médica.
14:43

Julio Cesar Castro Pérez, de 32 años, fue agredido en la...

14:24

116 procesados y condenados se encuentran en el Comando de...

El alemán Alexander Zverev.
14:16

El alemán de 21 años se convierte en el jugador más joven...

Columnas de opinión
Actualizado hace 2 meses

Paz

Fue un verano. En las vacaciones del colegio a la salida de misa. La una del mediodía, en la Catedral de Guadix. En esa penumbra que tienen las catedrales, contrastando con la hora más luminosa del día. En un pasillo lateral, la tía Paula apretó mi brazo y volteó la cara hacia otro lado ignorando el saludo de un hombre mayor, elegante, de negro hasta los pies vestido, que ayudaba a caminar al obispo y se estaba inclinando a saludarla. Ante mi desconcierto por su actitud me aclaró, nerviosa, mientras se sentaba en un banco cercano, con la respiración entrecortada: “ese hombre fue por el tío Bernardo aquella madrugada para asesinarlo en la paredilla del cementerio”.

Hoy, mientras se habla de reconciliación con motivo de la siempre en entredicho función del monumento – basílica del Valle de los Caídos, es curioso cómo sigue palpable la discusión sobre el mensaje que este monumento simboliza.

Pasé toda mi infancia oyendo de mi madre la expresión de que “Franco había salvado España”. Y no fue solo en casa. En el colegio. Más tarde en la universidad. Y siempre, en todos los sitios oficiales, vi en las paredes principales de las salas, junto a un crucifijo, las imágenes de Franco y José Antonio Primo de Rivera, a cada lado.

Por estos días, vuelve a tener actualidad la discusión de “qué hacer con el Caudillo”, “a ver quién carga con el muerto”. Y todavía se sigue debatiendo el mantener o retirar los monumentos en su honor. El Ayuntamiento de Madrid ha venido cambiando las placas de las calles que hacían referencia a la época franquista. Y ahora, una resolución que pedía la exhumación del Generalísimo, el actual presidente del gobierno de España, el socialista Pedro Sánchez, se ha mostrado decidido a cumplir. Con ironía, alguna parte de la prensa española en letra pequeña destaca que “nunca es tarde para dejar de honrar a un dictador”. Y que ha llegado la hora de que los españoles enterremos de una vez por todas al Generalísimo Franco.

Pienso en mi madre: en casa, no soportaba ninguna crítica hacia el hombre que, según ella, siempre recordaba los primeros tiempos de su juventud colaborando con la sección femenina en el trabajo social, tejiendo bufandas y calcetines para los soldados del “frente de la derecha” que encabezaba “el Generalísimo” Francisco Franco Bahamonde, como desde mi infancia oí llamarlo, había salvado a España.

La España democrática actual sigue manteniendo un respeto y una crítica serena que se refleja en esta actualidad, cuando los españoles que desde 1975 siguen sin saber qué hacer con el cadáver del caudillo. Y la discusión de mantener o retirar los monumentos en su honor. El Ayuntamiento de Madrid ha cambiado las placas de las calles que les hacían referencia en la ciudad. Y el Parlamento, tras varios años de debate aprobó finalmente, una resolución que pide la exhumación del Generalísimo. Una medida que el socialista Pedro Sánchez está dispuesto a cumplir. Entre la crítica actual parece que ha sido bien acogida la idea de que los españoles desentierren a Franco y que el Valle de los Caídos deje de ser una ofrenda a la dictadura y se convierta en un lugar de homenaje para todas las víctimas de la guerra, sin importar a qué bando pertenecieron y convertirse en un símbolo, que, mientras vivió Franco, fue un obstáculo: la paz.

Imagen de jesika.millano

Recuerda que puedes usar tu cuenta de EL HERALDO en cualquiera de nuestros portales:

Inicia Sesión
Regístrate
¿Quieres recibir notificaciones?
Si
No
sssssss
La sesión ha sido cerrada con exito
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web
#Rusia2018 ¿Cúal es tu marcador? Juega aquí
¿Quieres asistir a la inauguración? Compra tus entradas aquí
¡Estamos listos! marcadores en cero, inicia la segunda fase. Haz tus predicciones AQUÍ
Continuar al sitio
Noticias más leídas del 2017 1