El titulo es:‘Cien años de soledad’ y sus cuentas exactas

Últimas noticias

Policías en el domicilio asaltado la noche de ayer, en el barrio El Golf.
00:30

El robo ocurrió anoche, en una vivienda situada frente a la...

Ismael Cala, periodista, escritor y conferencista cubano.
00:20

El periodista, escritor y conferencista cubano Ismael Cala...

Humberto de la Calle cuando celebraba anoche los resultados de la consulta liberal de la mano de Antanas Mockus, quien días antes le había manifestado su apoyo. Numerosas personas.
00:18

Humberto de la Calle, exjefe negociador del Gobierno en La...

Calle 79 con carrera 63, lugar donde fue asesinado Angello Alzamora Córdoba.
00:16

Caso sucedió en la madrugada de ayer en el barrio Paraíso,...

Víctor Tamayo, Obispo de Barranquilla.
00:14

Monseñor Víctor Tamayo, una de las personas más queridas de...

Taboada fue llevado hasta el Hospital Metropolitano, donde murió.
00:10

Alejandro Taboada, de 63 años, llegó con su carro de tinto...

Vista del puerto de la Sociedad Portuaria de Barranquilla, ubicado en el río Magdalena.
00:10

El mandatario Eduardo Verano y el alcalde Alejandro Char...

El periodista Edgardo Payares señala parte de la edificación de La Serrezuela.
00:10

En un 75% avanzan las obras del centro comercial en la zona...

El 18 de agosto fue asesinado de dos tiros en la cabeza en Valledupar el ganadero Efraín Calderón Calderón.
00:10

En medio del rechazo a la delincuencia, habitantes de...

Una muestra de los vehículos que hacen parte de la vitrina de Autofest.
00:10

Fenalco y Corferias Caribe realizan del 24 al 26 de...

Columnas de opinión
Actualizado hace 5 meses

‘Cien años de soledad’ y sus cuentas exactas

X

Te leo

Es un servicio exclusivo para usuarios registrados en nuestro portal.Te invitamos a crear una cuenta. Si ya la tienes, por favor inicia sesión para comenzar a usar este servicio.
Iniciar sesión

La novela abunda en datos de precisión numérica.

Una de las líneas más comentadas de Cien años de soledad es, como se sabe, la que da comienzo al capítulo 16 de la novela: “Llovió cuatro años, once meses y dos días”. Tales comentarios se orientan a resaltar su severa precisión con los datos, la que, a su vez, de un tiempo a esta parte, suele esgrimirse para tratar de demostrar que, aun en sus novelas de más vuelo fantástico, García Márquez es, ante todo, un periodista, olvidando con ello que la ficción literaria ha sido siempre el arte de los detalles precisos.

Pero lo que quiero señalar es el hecho llamativo de que el cómputo de la duración del diluvio que cayó sobre Macondo inmediatamente después de la matanza de las bananeras sea el único que se cite siempre de Cien años de soledad, una novela que abunda en tal tipo de exactitudes aritméticas. Voy a referir aquí, pues, algunas otras de las tantas que nos ofrece la fábula de los Buendía, con el simple fin de satisfacer la curiosidad del lector.

65 fueron las veces que José Arcadio Buendía, el primogénito de la familia, le dio la vuelta al mundo, y cuando murió lo enterraron en un ataúd especial de dos metros y 30 centímetros de largo y un metro y 10 centímetros de ancho; 32 fueron las rebeliones armadas que promovió el coronel Aureliano Buendía, 14 los atentados de los que se salvó y 73 las emboscadas a las que escapó. Cuando el entrañable coronel firmaba el acta del armisticio, apareció de pronto el tesorero de la revolución en la circunscripción de Macondo, trayendo en una mula dos baúles que contenían 72 “ladrillos de oro”. En la nunca esclarecida masacre ocurrida durante el carnaval del que fue reina Remedios, la bella, “quedaron tendidos en la plaza, entre muertos y heridos, nueve payasos, cuatro colombinas, diecisiete reyes de baraja, un diablo, tres músicos, dos Pares de Francia y tres emperatrices japonesas”.

En la tercera de sus vacaciones anuales como estudiante de un internado religioso, Meme Buendía llevó a casa de sus padres en Macondo cuatro monjas y 68 compañeras de clase, lo que a su turno hizo necesario que Fernanda, su madre, comprara 72 bacinillas para que hicieran sus necesidades. El tesoro que Úrsula recibió sin saberlo en un San José de yeso de tamaño natural que un desconocido le dio a guardar mientras pasaba la lluvia constaba de 7214 monedas guardadas en tres sacos de lona. José Arcadio Segundo repetiría por el resto de su vida que los asesinados en la plaza por el Ejército durante la huelga de las bananeras eran 3408, cuyos cuerpos fueron transportados para arrojarlos al mar en un tren de 200 vagones. 

En contraste con estas precisiones numéricas, el tiempo de la novela prescinde de los rigores cronológicos del calendario, pues, como también sabemos –y ése es uno de sus hallazgos técnicos–, su acción no transcurre en el tiempo histórico, sino en el del mito. 

Imagen de cheyenn.lujan

Recuerda que puedes usar tu cuenta de EL HERALDO en cualquiera de nuestros portales:

Inicia Sesión
Regístrate
¿Quieres recibir notificaciones?
Si
No
Continuar al sitio
Regístrate

Recuerda que puedes usar tu cuenta de EL HERALDO en cualquiera de nuestros portales:

Inicia Sesión
La sesión ha sido cerrada con exito
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
Ya soy suscriptor web