El titulo es:Palestra deportiva | Colombia, Campeón en campo solo

Últimas noticias

07:44

Esta estimación incluye los importantes destrozos en París...

Imagen para ilustrar la nota.
07:44

Gremio de transporte de carga pide que se grave con...

Patrice Evra.
07:24

Al término de la clasificación del United, el pasado 18 de...

Donald Trump.
07:12

El mandatario estadounidense asegura que las conclusiones...

07:03

“Estoy más que contento”, afirmó el joven de 20 años de...

06:48

Pese a que el servicio se restableció en la capital y...

06:47

Esta retirada ha sido tomada con escepticismo por los...

05:32

El combinado patrio puso contra las cuerdas al local, pero...

Fachada de las oficinas de Electricaribe, ubicadas en el norte de Barranquilla.
00:35

El Gobierno propuso un capítulo especial dentro del PND,...

La valla del partido Centro Democrático.
00:14

“Víctimas: No JEP/Victimarios: JEP”, se lee en la del CD....

Columnas de opinión
Actualizado hace 2 meses

Palestra deportiva | Colombia, Campeón en campo solo

El campeonato Internacional correspondiente a los V Juegos Centroamericanos y del Caribe produjo en su desarrollo no pocas sorpresas entre los protagonistas. Al llegar a la final se encontraban tendidos en el campo de juego verdaderas  potencias  beisboleras como Cuba, Venezuela y otras participantes.

Para resumir, la final estuvo a cargo de República Dominicana y Colombia, en un juego que desbordó de emoción a los aficionados colombianos. 

En la llamada ‘loma de los  suspiros’ quedaron dos países y también dos lanzadores: República Dominicana  y Colombia.

Los lanzadores anunciados para esta lucha final fueron: Gayubin Olivo y ‘El Venao’ Flórez

Ambos trajeron hacia esta final un desempeño brillantísimo que comenzó a las 2 de la tarde. Los dominicanos abrieron el score con una carrera que los colombianos empataron con una anotación llena de tensión tanto en las gradas del estadio como en el campo de juego. De ahí en adelante el juego se volvió una colección de ceros de parte y parte; cero que ponían los dominicanos y ceros que colgaban los colombianos hasta llegar a 16 innings cuando la oscuridad comenzó a reinar con sus sombras en el estadio Tomás Arrieta.

Hubo un momento de tensión extraordinaria cuando el chief umpire, de nacionalidad norteamericana, decidió abrir el decimosexto episodio, cuando parte del público, periodistas deportivos y hasta los policías pedían que el juego llegara a su final en el decimoquinto inning. Menos mal que no hubo carrera cuando se abrió el decimosexto inning y no se alteró el score. Solamente así, cuando la oscuridad se señoreaba sobre el estadio, el chief umpire decretó: “¡GAME!” .

Lo demás es historia. Los dominicanos se negaron a jugar el desempate y 24 horas después tomaban el avión rumbo a su país, mientras Colombia se alistaba para una ceremonia donde le otorgaban el título.

 

Imagen de jesika.millano
Ya soy suscriptor web
Obtén la tarifa preferencial de EMI renovando o suscribiéndote al periódico EL HERALDO en los planes