El Heraldo
En la Plaza de La Paz se pueden adquirir los tres combos. Hansel Vásquez
Cultura

Barranquilleros respaldan Festival de la Butifarra soledeña

En el ‘drive thru’ ubicado en la Plaza de La Paz los amantes de este embutido han respaldado la iniciativa gastronómica.

Uno de los embutidos más apetecidos por los atlanticenses es la butifarra soledeña. Este fin de semana se cumple el festival dedicado a este producto que deleita a los hogares de Barranquilla y su área metropolitana, gracias a la estrategia de reactivación económica Sazón Atlántico, liderada por la Gobernación del Atlántico.

Son tres combos los que están disponibles por Rappi (botón Sabor Atlántico), WhatsApp (3242495794) y en el ‘drive thru’ ubicado en la Plaza de la Paz.

El Combo Tradicional que incluye 12 butifarras con bollo de yuca y limón, tiene un valor de $7.5000; el Combo Sazón que trae 24 butifarras con bollo de yuca y limón, cuesta $14.500  y el Combo Lo Quiero Todo que consta de 36 butifarras con bollo de yuca y limón, cuesta $22.000.

Uno de los que respalda esta iniciativa en la que participan 30 cocinas soledeñas, es Sofía Támara, que desde su vehículo invitó a sus paisanos a sumarse al festival.

“Es importante ayudar en su economía, ellos envían sus productos desde diferentes municipios a la capital y desde aquí siento que es nuestro deber respaldarlos. Así como compramos otros tipos de productos, porque no apoyar el talento atlanticense”.

Adaibis Manjarrés, que también fue una de las compradoras del Festival de la Arepa de Huevo, arribó a la Plaza de La Paz, en búsqueda de sus butifarras.

“Compré el combo de 24 butifarras para compartirlo en familia. Esta es una buena oportunidad para colaborar, siempre que pueda respaldaré a nuestros cocineros”.

Lo propio hizo Roberto Mercado, que compró el Combo Sazón. “Creo es importante apoyar estas iniciativas porque todos necesitamos ingresos, la gente que se gana la plata con el sudor de la frente merece ser respaldada”.

La secretaria departamental de cultura, Diana Acosta, se mostró satisfecha por el respaldo que han obtenido por parte de los barranquilleros.

“Estamos muy contentos, aquí en el ‘drive thru’ hemos tenido un movimiento grande y también a través de las multiplataformas, demostrando que se pueden ir venciendo todas las situaciones adversas que vivimos con la pandemia”, declaró Acosta a EL HERALDO.

Agregó que ya se están preparando para desarrollar en diciembre el Festival del Chicharrón en Baranoa. “También tendremos uno nuevo en Sabanalarga llamado ‘Sabanalarga Fusión’, ya estamos planeando la agenda de festivales para que en 2022 tengamos muchas más fortalezas en la presencialidad, sin descuidar esta estrategia a domicilio y esto del drive thru”.

 

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
El Heraldo
Cortesía Festival Mar de Voces
Sociedad

3 festivales imperdibles en el Atlántico este fin de semana

En Puerto Colombia se vivirá el Festival de Coro. El Festival del Pescado debuta en Sabanagrande y en Soledad rendirán honores a su butifarra.

La reactivación cultural se sigue viviendo por todos los rincones del Atlántico. Usted puede ser parte de ella, sumándose a los festivales musicales y gastronómicos que se cumplirán este fin de semana.

En Puerto Colombia este sábado desde las cinco de la tarde, se cumplirá el concierto principal de la novena edición del Festival Internacional de Coros Un Mar de Voces.

Son más de 700 voces las que participan de este evento que se volvió a realizar luego de un año de ausencia.

Sus seguidores pueden vivirlo de manera presencial o también desde casa a través de la cuenta de Facebook Un Mar de Voces.

Rosemberg Cueto Sánchez, director de la Fundación Artística Cultural Un Mar de Voces, indicó que este año tienen como invitados internacionales al coro de la Universidad La Salle de Cancún y al coro Focal Universo de Cuba, quienes se suman desde la virtualidad.

De manera presencial, actuarán como invitados el coro de la Universidad de Medellín, el coro polifónico de Guatavita, el Coro Unad de Medellín y el Coro Entre Voces de Montería.

“A ellos se suman 25 coros locales. En esta edición destacamos la presencia de niños desde los tres años, y también verdaderas maestras como Helga Paulsen de Renz, que hace 41 años dirige la coral Philarmonía”.

Cueto Sánchez destacó que los formatos corales dependen mucho de la presencialidad para que el público aprecie el ensamble de voces, es por ello que agradecen a los asistentes al evento utilizar tapabocas y mantener el distanciamiento físico.

“Se les exigirá el carné de vacunación a los asistentes, este es un evento gratuito al que el público históricamente ha respondido de manera positiva”.

Nathaly Álvarez Cohen, directora del coro Estrellas del Mar, de Puerto Colombia, ha agrupado a niños desde los 8 años, para interpretar clásicos de nuestro folclor como La múcura.

“Empezamos desde 2019, ellos han sido muy comprometidos, tienen mucha entrega. Ha sido un trabajo divertido que nos ha permitido convertirnos en una familia. Este proyecto nació con el objetivo de construir desde la primera infancia la experiencia de pertenecer a un coro”.

Para el concierto de este sábado, Estrellas del Mar actuará junto a otros 11 coros locales. La cita está pactada en el Santuario Mariano Nuestra Señora del Carmen en Puerto Colombia, ubicado en la plaza central de este municipio.

La clausura será este domingo a las 10:00 a.m. con un concierto dedicado a los jóvenes en la Ciudadela de la Infancia, Adolescencia y Juventud de Puerto Colombia.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
El Heraldo
Cultura

El Festival del Merecumbé arrancó con sabor a butifarra

Este lunes se llevó a cabo el primer conversatorio. Cómo salvaguardar el producto culinario fue el tema central.

La programación del Festival Nacional del Merecumbé arrancó este lunes con sabor al embutido más representativo de Soledad, Atlántico: la butifarra.

El eje central del conversatorio ‘Los patrimonios hablan’ fue la importancia de este producto gastronómico para el muncipio y para el departamento atlanticense y de cómo hacer para salvaguardarlo. También hacer que llegue a más lugares del mundo.

A las 3:00 p.m., productores, vendedores, historiador y economista se dieron cita en el Museo Bolivariano para debatir y aportar ideas al plan de conservación de la butifarra y para dar algunos aportes al merecumbé. El director de la Fundación Pacho Galán, Armando Galán, fue el moderador del evento apoyado por la Gobernación del Atlántico.

El historiador Fernando Ferrer explicó que España trajo la tradición de la conservación de las carnes a través de los embutidos, “pero acá le pusimos nuestro sello. Las butifarras eran un plato exquisito de la élite soledeña y ahora es de todos”.

Por tal motivo, al ser un alimento autóctono, en el Festival del Merecumbé se hizo un diálogo ameno para buscar alternativas que permitan salvaguardar esta tradición culinaria.

“Todas aquellas familias que estamos dedicadas a este arte culinario anhelamos que la butifarra se institucionalice como un producto gastronómico a nivel mundial, así que necesitamos que los entes gubernamentales nos apoyen”, dijo Hugo de la Hoz, productor de butifarra.

A su vez, Hernando Rojas, también productor y comercializador del embutido aseguró que su problemática es el aumento en el costo de los insumos.

“La butifarra tiene futuro,  pero hay que ver el crecimiento de los negocios. Ahora estamos atravesando una situación difícil en cuanto a la materia prima. Si nosotros vamos a seguir produciendo tenemos que incrementar el costo y las ventas se nos bajan”.

Las conclusiones generales de la charla fueron concertar una mesa de trabajo en la que se ejecute un plan de salvaguarda. Además, que los productores trabajen en equipo para poder consolidar un gremio y frente a cualquier problemática, de la mano del Gobierno.  

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
Millennials

Ni la pandemia le quitó las ganas de ayudar a ‘El Camus’

En este difícil 2020 el joven de 24 años se dedicó a trabajar por varias familias del Atlántico que necesitan apoyo económico. 

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Camilo García Caballero es un influenciador barranquillero que durante el 2020 se dedicó a mejorar las condiciones de vida de varias familias del Caribe colombiano. Conocido como @elcamus en redes sociales, aprovechó la considerable cantidad de seguidores que tenía y así comenzó su iniciativa, que tiempo después llamó ‘Cambiando vidas’. 

Empezó en Santa Marta con Gloria, una mujer a la que motivó a mostrar en redes sociales su sazón gastronómica. Y lo logró, actualmente @glowthemachine, como aparece en Instagram, cuenta con 28 mil seguidores y ofrece sus recetas para todo el que quiera aprender a cocinar.

Camilo, siendo consciente del impacto positivo que generó en Gloria y la acogida de sus seguidores, decidió multiplicarlo. Junto a @elgatales, otro influencer barranquillero, trabajó para crear la app ‘Mercalocal’ en la que promovieron los productos de los vendedores ambulantes que, por la pandemia, no podían salir a trabajar.

“En las redes comenzamos a hacer publicidad y  en Instagram empezamos a ayudar a los vendedores y a sus familias”. 

Con la creación de la aplicación conoció a la familia de Nancy Escorcia que estaba viviendo una difícil situación económica. Por eso, ‘El Camus’ se regresó a Barranquilla y se mudó con ellos al barrio La Ciudadela. 

“Mi misión era hacer que ellos vendieran y salieran adelante. En mi casa dudaron porque el Atlántico lideraba con las cifras de contagiados por Covid y yo me quería ir a vivir a La Ciudadela, pero aún así me fui con mis ahorros porque era mi proyecto de vida”. 

Durante su estadía cuenta que los ayudó a solventar sus deudas, remodelar la casa, conseguir estudio, trabajo y fortalecer la venta de fritos y congelados que tenían antes de su llegada.

Sus obras sociales comenzaron con recursos propios, luego se sumaron sus amigos y conocidos que querían contribuir en la causa y finalmente comenzaron las alianzas con las grandes empresas para que invirtieran en los cambios sociales. 

Camilo asegura que nunca se benefició económicamente de los trabajos que hizo. Canjeaba con las empresas lo que costaría su publicidad por materiales e inversiones  para las familias necesitadas. 
Después de la estadía con los Escorcia, continuó trabajando para mejorar las condiciones de vida de otras familias del Atlántico. Se mudó a Pital de Megua, corregimiento de Baranoa, y vivió con ‘Los Coba’, como los llama de cariño, familia de una matrona que dedica su vida a la venta de pasteles. Con ellos promovió la venta de ese plato típico y lograron ventas por $100 millones de pesos en los dos fines de semana que duró el festival. 

Y así siguió por el departamento. Estuvo presente en Palmar de Varela con el Festival de la Guayaba; en Soledad con el de la Butifarra; Ponedera con el Bollo; Luruaco con el Festival de la Arepa ‘e Huevo y Pital de Megua con el Festival del Pastel. Camilo asegura que con esta iniciativa se beneficiaron más de cinco mil familias del departamento. 

Cada vez que finaliza un proyecto lo visita periódicamente para cerciorarse que todo esté funcionando bien, pues “no es dar los pescados sino enseñar a pescar”. Por eso no solo mejora su calidad de vida, sino que les enseña a manejar y consolidar sus emprendimientos para que vivan de ellos. 

Camilo asegura que seguirá en proyectos sociales en los que espera no solo impactar una o dos familias, sino que cada vez crezca más el número de personas a las que puede influir positivamente, incluso que el proyecto llegue a más zonas del país.

‘El influencer del pueblo’

Experiencias vividas, que interpreta Diomedes Díaz, es la canción que lleva por himno pues “lo representa” y ha sido una de sus estrategias para “tener conexión” con sus seguidores. “Sale Junior” también es otra de sus frases favoritas porque significa “vamos todos juntos por esa misión. Sale Junior, sale el equipo”.

‘El Camus’ se define como el ‘influencer del pueblo’ porque ha sido ese acercamiento y acogida de la gente lo que le ha permitido ayudar a quienes lo necesitan. “En eso se basa mi felicidad personal porque estas experiencias hacen parte de la historia de mi vida”.

Camilo destaca que de este año le queda “la importancia y el valor de las cosas”. Asegura que “se puede ser feliz con lo que uno tiene”. Pero que “el orden, la disciplina y la constancia son lo que hace exitosa a  una  persona”. 

Me confieso

Me puse a ver cuáles eran las tendencias de los influenciadores del mundo y todo giraba en torno a los viajes y promocionar marcas y para mí eran temas efímeros, sin valor y que dejaban un mensaje equivocado porque uno no está todo el tiempo feliz. Yo quería hacer trabajo social y por ahí empecé. Con la pandemia supe que era el momento exacto para ayudar a los demás a través de las redes sociales".

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
El Heraldo
La soledad y el silencio con el que juegan los 22 jugadores en cancha puede llegar a sorprender. Foto: Johnny Olivares.
Rincón Juniorista

Así es un partido de Junior sin hinchas

La soledad que abraza las estadios en tiempos de pandemia se vivió en el juego ante Unión La Calera. El fútbol sin gente es fiesta sin música.

Todo, absolutamente todo, es extraño. Desde que uno se baja del carro que lo lleva al estadio Metropolitano, empieza a encontrarse con una realidad totalmente opuesta a la que se suele vivir cuando Junior juega en su casa.

No existe tráfico ni abundantes policías vigilando. No hay música a alto volumen en las tiendas, billares y bares en las cuales algunos fieles rojiblancos empuñan una cerveza, pronostican el marcador, discuten sobre la mejor alineación, ‘arreglan el mundo’ y se sumergen en el ‘mamagallismo’ antes de ingresar al escenario.

Las calles contiguas al ‘Metro’ no están inundadas de camisetas rojiblancas. La caminata hasta la puerta de ingreso no va acompañada de los incesantes estribillos de los revendedores: “Compro boleta que sobre”, “Tengo sur y occidental”. No choca el cuchillo contra la ponchera de butifarra, nadie ofrece un pan de yuca o un mango verde.

Es jueves. Juegan Junior y Unión La Calera por los octavos de final de la Copa Sudamericana. La novedad es que por primera vez desde que se reanudó el fútbol en medio de la pandemia, los periodistas de medios diferentes a los dueños de los derechos de televisión, podrán acceder.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
El Heraldo
Opinión

Boquita salá del Caribe

El sabor del jerez me reveló que todo el Caribe cabe en una butifarra soledeña.

La pregunta había cruzado el océano desde la distante Lombardía, y ahora estaba ahí, agazapada en mi teléfono, dispuesta a acabar con la frágil tranquilidad de la mañana:

—« ¿Cómo suena y a qué sabe hoy el Caribe?». 

Caminé al balcón, aturdido por la pregunta. Avisté en el horizonte dos navíos haciendo fila para entrar al puerto y pensé en el navegante Juan de la Cosa, adentrándose por primera vez en la desembocadura de un inmenso río aún sin nombrar. Pese al centralismo, a la corrupción, más infames que los huracanes y la pandemia, no tuve que pensarlo mucho para responder:

—«Suena y sabe a acordeón de juglar, a música antillana con arroz de camarones y patacones de plátano verde rociados de picante, o lo que es lo mismo, a mujer coqueta recién bañada en las playas de Sabanilla».

Aclaro que escribí sin saber bien de dónde salían esas palabras, poseído quizá por alguna musa caída, tal y como le gustaba repetir al griego que inventó a Sócrates.

Desde su apacible estudio de Milán, el pintor Amaya leyó en silencio mi respuesta, sonrió y antes de volver los ojos a los espléndidos senos que atareaban su inspirado carboncillo, ripostó con su proverbial generosidad:

—« ¡Voz de poeta!», escribió.

Durante todo el día, los sabores y sonidos del Caribe me dieron vueltas en la cabeza, como una isla que se repite, que sabe a café en hornilla, a arepita dulce con anís en grano,  a guineo manzano y a Rondón, a mango de hilaza y a Joesón, a mojarra de mar, a raspao con leche condensada, a cumbia cienaguera, a ron con limón, a arroz con huevo frito, a flauta de millo, a cayeye, a Boquita salá, a ciruela madura picada de abejas, a galleta de punto rojo, a lengua guisada con Pony, a fandango y a porro, a caribañolas con salsa brava, a Plantación adentro camará, a guineo «cuatrofilo» con queso, a pescado de Bazurto, a caimito, a Escalona en la voz sublime de Marta Gómez.  Recordé «Los sabores del porro», de Pablo Flórez y entonces me supo a minguí con coco, a bollo de mazorca con suero, a viuda de bocachico en el mercado de Lorica.

Una vez en Sevilla, en un bar a orillas del Guadalquivir, el sabor del jerez me reveló que todo el Caribe cabe en una butifarra soledeña, una bolita de tamarindo, una cazuela de mariscos, una chuleta de Baranoa, un plato de arroz de lisa, una hayaca de Glenia Marín, un caballito de papaya de Sixta Márquez. En otra ocasión, entré a una taberna griega en Berlín y ordené el cocido especial de la casa. Creí que probaría la ambrosía que nutrió la infancia de Demócrito de Abdera. Cuando llegó, supe que en realidad era la misma sopa de zaragozas blancas que había visto hervir tantas veces en el fogón de leña de la vieja Petra Moreno en Sabanalarga.  Nada es extraño para el Caribe, todas las culturas del mundo se han abrevado en su cuenca y han dejado su impronta. El Caribe es el aroma a matarratón de Esther Forero, el son palenquero de Tabalá, el Jardín de Fundación de Luis Enrique Martínez, el calipso insular con quijada de caballo, la Champeta en vinilo de Paraísos invisibles y la guitarra de Leopoldo Calderón. 

En fin, el Caribe, de nísperos y sargazos, es un «objeto recursivo», de los mismos que habla el escritor y matemático argentino Guillermo Martínez. Mejor aún, es un «espacio recursivo», una misteriosa parte que equivale al todo. Como una humeante arepa de huevo de Luruaco, que guarda en su interior toda la información del universo…

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Más Columnas de Opinión

El Heraldo
Gisela Savdie

Louise – Una niñera obsesiva

Es conocido el temor que sienten los padres en el momento de dejar los hijos a cargo de otra persona, y no hay peor pesadilla que descubrir que alguien pueda hacerles daño.

Basada en un hecho real ocurrido en Nueva York en 2011 que conm

Leer
El Heraldo
Hernando Baquero Latorre

Mindfulness

No existe una traducción al español universalmente aceptada para la palabra que titula esta columna. “Atención plena”, “conciencia plena” y “presencia mental” son las frases que se usan con más frecuencia con la intencionalidad de

Leer
El Heraldo
Kelina Puche

Precauciones con el alza del salario

Diciembre llega con alegría, pero también con el acostumbrado inicio de las negociaciones de la mesa de concertación para definir el alza al salario mínimo que regirá durante 2023.

La puja se desenvuelve en medio de un año que ha t

Leer
El Heraldo
Néstor Rosanía

¿Qué es la Paz Total?

El comienzo de una nueva mesa de negociación con el ELN en el marco de la política de la Paz Total del gobierno Petro, nos debe llevar a unas aclaraciones del concepto, para de esta forma poder exponer  algunas reflexiones:

Primer

Leer
Ver más Columnas de Opinión
Gastronomía

En video | Los secretos del chicharrón baranoero

Desde este viernes y hasta el domingo, a través de Rappi y WhatsApp, se llevará a cabo el primer Festival del Chicharrón.

Al llegar al municipio de Baranoa, el denominado ‘corazón alegre del Atlántico’, cualquier visitante que se movilice en carro, moto o bus, podrá sentir un agradable olor que le da la bienvenida a esta tierra, que como dijo Pedro Laza y sus pelayeros, dan ganas de quedarse por “ser tierra de lindas mujeres”. Se trata del agradable aroma a chicharrón, plato típico que engrandece nuestra gastronomía y que cuenta con un corredor de 1,5 kilómetros ubicado sobre la Cordialidad, en el que 18 establecimientos comerciales encienden sus fogones para cocinar esta crujiente carne porcina.

La pandemia también los ha golpeado duro, pero ellos encontraron en estos tiempos de dificultades la oportunidad para darle vida a la primera edición del Festival del Chicharrón virtual, el cual esperan tome fuerza con el pasar de los años y sea tan popular como el del pastel que se realiza en el corregimiento de Pital de Megua; el de la ciruela en Campeche o el del guandú en Sibarco, los cuales se realizan en jurisdicción baranoera.

Con el respaldo de la Alcaldía de Baranoa y de la Gobernación del Atlántico que ya llevó a cabo destacados festivales como el del pastel en Pital de Megua; la arepa e huevo en Luruaco; el del bollo y del frito, en Ponedera; el de la guayaba, en Palmar de Varela y el de la butifarra en Soledad. Ahora los habitantes de Barranquilla y su Área Metropolitana tendrán la oportunidad de degustar un buen chicharrón.

El último evento de esta ruta gastronómica había sido el de la butifarra que se cumplió entre el 3 al 6 de septiembre. Luego de 82 días se reactiva el recorrido que lleva a los comensales atlanticenses a darse gusto con lo mejor que se produce en nuestro departamento.

Dos cocinas bioseguras han sido instaladas para la realización del festival, los productores alistarán sus cortes desde la Institución Educativa Técnico Industrial Pedro Oñoro. Posteriormente, un grupo de hacedores con asesoría del Sena se trasladará a la carrera 51 con calle 75 para la cocción de los chicharrones y se despacharán a través de Rappi y la línea Whatsapp 3008438917.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
Sociedad

“Esa foto me la tomó mi esposa, yo estaba encuero”: Silvestre Dangond

El artista urumitero habló sobre la imagen de la portada de su disco ‘Las locuras mías’ y la posibilidad de cantar con Carlos Vives.

Silvestre Dangond es un aventurero que musicalmente ha hecho varias exploraciones con el vallenato que en el mercado han sido número uno varias veces y en diferentes listas.

Muchos lo han tildado de “atrevido y loco”, calificativos que en esta ocasión tomó para darle nombre a su decimotercer álbum de estudio denominado Las locuras mías.

Se trata de una propuesta fiel a su arriesgado estilo que le ha permitido expandirse por el mundo y ganar nuevos adeptos.

Ayer dio a conocer la portada de esta producción, en la cual se observa desnudo, tapado solamente por una guitarra.

También se filtraron dos canciones: Las locuras mías y Tengo un Dios, las cuales se convirtieron en tendencia en redes sociales y permiten vislumbrar que el urumitero volvió al sonido que lo dio a conocer en 2003 con éxitos como Mi amor por ella, Me vuelvo loquito y La pinta chévere.

Con este trabajo también retó a sus ‘silvestristas’ y les dijo que el álbum saldrá al mercado una vez se agoten las 50 mil copias que puso en preventa en su página web. “Vamos bien, si seguimos así a inicio de noviembre estaremos lanzando el álbum”.

El cantautor guajiro dialogó con EL HERALDO para dar detalles de lo que será esta producción, sus sueños, añoranzas, y hasta le puso tiempo a su retiro de los escenarios. Además, se refirió a la reciente polémica con Carlos Vives.

Con gafas oscuras, despeinado y una camisa de rayas azul turquí con vino tinto, Dangond apareció en pantalla desde la sala de su casa en Miami y dio inicio a nuestro encuentro.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias

El Heraldo
Atlántico

En Soledad, el Sena tendrá énfasis en formación para butifarreros: Noguera

La gobernadora visitó la ejecución de las obras del nuevo nodo del Sena en el municipio, dedicado a programas de producción y operaciones comerciales.

Las obras de infraestructura que se ejecutan en el departamento continúan avanzando a toda marcha. Así lo confirmó la gobernadora, Elsa Noguera, al visitar la obra del Nodo Sena que se construye en Soledad.

"Hoy vinimos a ver cómo avanza esta obra, que al principio tuvo unos problemas con el terreno y la financiación, pero que pronto será una realidad y esperamos entregarla en febrero próximo. Aquí 3.100 estudiantes soledeños van a poder acceder a carreras técnicas y tecnológicas en tres áreas principales: producción de panadería, transformación de productos cárnicos, como la butifarra, y procesamiento de frutas y verduras”, indicó la gobernadora. 

La mandataria departamental agregó que con esta oferta se amplían las oportunidades de educación superior, “que dignifican el trabajo formal de nuestros jóvenes y les dan las herramientas para que puedan ser emprendedores, independientes y tener sus propios negocios".

Asimismo, destacó que en el proceso de transformación de las carnes se enfocará en la producción y comercialización de la butifarra, “lo importante es que los jóvenes nunca pierdan esa tradición y puedan generar ingresos a partir de este producto”, afirmó. 

Este proyecto, ubicado en el barrio Normandía, es financiado totalmente por la Gobernación del Atlántico con una inversión de 4.337 millones de pesos y cuenta con un área construida de 2.723 metros cuadrados.

Durante el recorrido por la edificación, la mandataria observó las actividades que realiza el contratista de la obra como son fundida de columnas y zapatas, protección de talud, excavaciones, entre otras.

De acuerdo con la secretaria de Infraestructura del Departamento, Nury Logreira, las obras avanzan en un 32 por ciento de ejecución y durante el proceso constructivo se han generado más de 40 empleos, que incluye mano de obra de personas del sector.

Por su parte, la subdirectora (e) del Centro Agroindustrial del Sena Atlántico, Carmen Daza, sostuvo que dentro del programa de procesamiento de cárnicos se busca que la butifarra tenga un mejor posicionamiento en el mercado. “Esto implica formar en buenas prácticas de manufactura a todos los microempresarios que hoy se dedican a la producción de la butifarra, generar innovación en el producto, mejorar el empaque y embalaje y para eso estamos trabajando de la mano con el Comité de Competitividad del Atlántico”, señaló.

Actualmente, la Gobernación del Atlántico construye otros cinco nodos del Sena en los municipios de Baranoa, Galapa, Juan de Acosta, Luruaco y Sabanalarga, cada uno con una especialidad diferente y con una inversión total de más de 29 mil millones de pesos.

Entrega de elementos de protección y bioseguridad

 

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
El Heraldo
Facebook.
Sociedad

Sabor Barranquilla En Casa debuta con delicias del Caribe

La feria se realiza virtual en www.sabor barranquilla.com. Con ingredientes de la región 2 chefs prepararon platos.

Las delicias del Caribe en forma de preparaciones con mariscos, leche de coco, plátano maduro, queso costeño y butifarra se tomaron el segundo día de Sabor Barranquilla.

La jornada virtual, que se inició a partir de las 4:00 de la tarde a través la página web saborbarranquilla.com bajo el nombre Sabor Barranquilla En Casa, estuvo dividida en tres partes.

Durante la primera, se dieron las palabras oficiales de apertura a cargo de la ministra de Cultura, Carmen Vásquez Camacho.

“Sabor Barranquilla EnCasa es, sin duda, una de las ferias de gastronomía más importantes del Caribe colombiano. En ella las personas que accedan de manera virtual van a poder disfrutar de una gran oferta de eventos y talleres de nuestra cocina tradicional. Me permito también destacar al grupo de invitados nacionales e internacionales, quienes brindarán al público lo mejor de su conocimiento y experiencia en la cocina y quiero reconocer muy especialmente que esta oportunidad hayan dedicado este evento a celebrar la identidad y la herencia africana como muestra viva de su presencia en la gastronomía colombiana. Desde ahora les deseo el mayor de los éxitos en esta maravillosa actividad creada para revivir y resaltar la deliciosa comida del Caribe colombiano. Este tipo de eventos confirman que la cultura es la esencia de un país que se transforma desde los territorios”, expresó la encargada de la cartera cultural.

La secretaria de Cultura del departamento del Atlántico, Marcela Dávila; Patricia Maestre de Celia, presidenta de la Cruz Roja seccional Atlántico; el presidente de Corferias, Andrés López Valderrama, y Ramón Dávila, gerente de Gases del Caribe, también hicieron sus intervenciones.

Además, el gobernador de Sucre, departamento invitado al evento, Héctor Olimpo Espinosa, y la gestora de Innovación y Productividad, Marianella Peñaranda, hablaron sobre la importancia de los diferentes ingredientes que hacen única a la cocina sucreña y la influencia que tuvo en la gastronomía  la llegada de la migración árabe a través de África.

La muestra musical y folclórica sucreña comenzó con el grupo folclórico Gaiteros del San Jorge que es dirigido por Edilberto Cárcamo, y que recoge el arraigo de los ritmos de gaitas y cumbias que también van poblando el mapa cultural de los predios que se avecinan al río San Jorge. Seguidamente, hizo su participación la Banda de San Juan de Caimito, dirigida por los maestros César Viloria Cotera y José Tarcila Ricardo Vergara, “Mañungo”, quien es una institución musical de gran trayectoria y reconocimiento en el folclor de las sabanas. Su sede es Caimito, municipio ubicado en la subregión San Jorge del departamento. Varias generaciones de músicos y compositores han hecho de esta Banda una verdadera escuela de la tradición siendo ganadora ya sea en interpretación como en la composición de emblemáticos temas en los diferentes certámenes que se dan en la región. 

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias

Páginas

DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.