Descripcion de la foto
Por: Jesus Blanquicet

Posibilidad que El Niño afecte la Costa es baja: Ideam

El fenómeno se activaría a finales de año e inicios de 2019. Atlántico “se prepara” para enfrentar ‘El Niño’.

Naciones Unidas cifró el pasado lunes en un 70% las posibilidades de que el fenómeno climático El Niño, se produzca en el último trimestre de este año. Ya en julio pasado el Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam) señaló que la posibilidad de que sectores de la región Caribe y Andina se vean afectados es “algo deficitaria”.

“Teniendo en cuenta los análisis realizados por el Ideam, en relación con la dinámica reciente y evolución de las condiciones oceánicas y atmosféricas, hacia el mes de septiembre/2018. Será cuestión de hacerle monitoreo y seguimiento para poder confirmarlo”, señaló el instituto en un comunicado en julio pasado.

La dinámica y evolución de los indicadores océano-atmosféricos, según el instituto, que definen la ocurrencia del fenómeno “han persistido hacia un probable desarrollo de El Niño hacia el final del presente año o comienzos de 2019”, pero de momento no puede “advertirse” cuál sería su duración.

Por su parte, la Organización Meteorológica Mundial (OMM), una agencia de la ONU con sede en Ginebra, explicó que la intensidad del próximo episodio de El Niño es “incierta teniendo en cuenta los resultados de las previsiones digitales, que oscilan entre condiciones neutras y un Niño de intensidad moderada”.

En el Atlántico

Subsecretario de Gestión del Riesgo del Atlántico, Edinson Palma, anuncio que desde ya la administración departamental “se está preparando” para enfrentar una posible llegada del fenómeno. 

“Desde ya nos estamos preparando trabajando de la mano con algunas Secretarías para realizar el mantenimiento de las pozos y acueductos de los corregimientos, para poder sobrellevar la situación. En Suan, Campo de La Cruz, Ponedera y Puerto Giraldo están tomando previsiones para enfrentar la eventualidad”, manifestó Palma.

Destacó el funcionario que también se trabaja con los campesinos, para priorizar los sectores que puedan ser afectados. “Estamos revisando las veredas para poder ubicar tanques de agua potable. También hacemos mantenimiento de reservorios”.

“Al Cuerpo de Bomberos lo estamos fortaleciendo para que puedan enfrentar eventuales incendios como producto de la sequía que se pueda presentar en las áreas boscosas y donde haya maleza”, apuntó Palma. 

El fenómeno de El Niño, según expertos, provoca un aumento de la temperatura del Océano Pacífico, provocando a su vez un aumento de la temperatura media del planeta que afecta también a las precipitaciones.