El Heraldo
Operarios terminan de adecuar uno de los mobiliarios en la carrera 41B con calle 30. Josefina Villarreal
Barranquilla

Comerciantes piden acelerar plan peatonal para el Centro

Las obras de pavimentación y adoquienes ya fueron culminadas, falta por instalar algunos módulos. Reubicados 66 vendedores de 424.

“Las obras debían a estar listas en seis meses, pero el 26 de julio cumplirán tres años y aún no las terminan”. Así se expresó Rafael Iriarte, comerciante y veedor del sector conocido como ‘Pica Pica’ al referirse a la peatonalización del centro de Barranquilla. 

Según  Iriarte, lo que les han manifestado de la Alcaldía y de acuerdo con lo que ellos han observado hubo problemas hidráulicos y eléctricos, lo que generó los atrasos. 

Las labores para recuperar seis tramos viales (ver gráfico de vías peatonalizadas) en el centro de Barranquilla comenzaron a ejecutarse el 26 de julio de 2016 y su plazo inicial para entregar la obra era enero de 2017. Luego, ante las demoras, se corrió la fecha de finalización a mayo y posteriormente en el segundo semestre de 2018. Este 26 de julio cumplirán 3 años de haber iniciado.

Los comerciantes están preocupados por el mobiliario instalado hace un año en ese sector (calle 31 con carrera 41), pues ha comenzado a oxidarse sin ser usado. También expresaron que la Empresa de Desarrollo Urbano,Edubar, hizo el diseño y ubicación de los  mismos, pero una “cosa es lo que se plasma en el papel y otra cosa es en terreno” y hay mobiliarios que son “totalmente invasivos” del espacio público, como uno que pretendían instalar en ese sector.

“Si instalan ese mobiliario en la esquina va a tapar la calle y la gente menos va a pasar por aquí”, dijo  Samer Chames, otro comerciante quien  considera que los módulos tapan la vista de los almacenes. “Las ventas se han bajado a la mitad, la gente ya no pasa por aquí, tenemos tres años de estar solicitando que agilicen, pero no nos escuchan”.

Argemiro Meriño, otro comerciante dijo que si bien las obras de pavimentación y adoquines ya fueron culminadas, aún faltan módulos e instalaciones eléctricas.

Los comerciantes le solicitaron a la administración distrital que se “abstenga” de ubicar mobiliario que impida el libre desplazamiento de las personas.

“Si instalan un módulo en la calle 31 con carrera 41 como lo tienen en los diseños en el papel, esa es zona peatonal y las personas que caminan por la calle 32 hacia la 30, cuando se desplacen por la zona peatonal derecha no tendrían la posibilidad de observar los negocios que están en la acera sobre la vía, porque es un mobiliario que tiene una altura de tres metros y medio”, coinciden los comerciantes.

Karen Hernández, otra comerciante dijo que hay una contaminación visual, que perjudica los negocios formalmente establecidos. Cuestionó el hecho que el proyecto se llame peatonalización, pues desde su punto de vista es cuando las calles están libres de obstáculos para caminar y lo que hay aquí es una reubicación de vendedores.

Los comerciantes quieren pasar esa hoja y ahora le piden al Distrito que desarrolle una campaña que permita que los clientes vuelvan a la zona, pues son muchos los que han dejado de transitar.

El proyecto

Los trabajos consisten en la pavimentación y la peatonalización, así como obras hidráulicas, eléctricas, de telecomunicaciones e instalación de módulos con diferentes frentes de trabajo. 

A la fecha han sido reubicados 66 vendedores (en la calle 33 entre carreras 40 y 41) de 424 que comprende el proyecto, es decir, el 15,56% del total a trasladar.

Los módulos cuentan con energía eléctrica, cubierta, seguridad y permiten la movilización de los visitantes por sus alrededores. Las estructuras son acero galvanizado. Cada cubículo tiene dimensiones de 1.50 por 1.30 metros.

Ariel Herrera y Sebastián Caballero, dos de los vendedores que ya fueron reubicados en la calle 33 entre carreras 40 y 41 reconocen que el sitio luce mucho mejor que antes, pero piden al Distrito que promocione los negocios, pues por allí no pasa mucha gente.  “A veces nos vamos para la casa sin hacer el nombre de Dios”, aseguran.

Dos vendedores reubicados en la calle 33. Los comerciantes se quejan por las bajas ventas. Josefina Villareal

Otros traslados

La  secretaría de Control Urbano y Espacio Público explicó que inicialmente relocalizaron a 66 vendedores y entre el 19 y 21 de julio  tienen previsto empezar a mudar en orden de la naturaleza de las actividades económicas. 

Inicialmente mudarán a 100 vendedores a los módulos de la calle 31 entre carreras 41 y 42, en ese sector van los joyeros, relojeros, libreros y la comunidad indígena ubicada en el sector de San Nicolás. A principios de agosto esperan haber mudado a todos los vendedores de ese sector, para que solo quede pendiente la relocalización definitiva de la calle 33. 

“Con este último público se han llevado a cabo diversas reuniones de concertación, ellos han entregado listado,  en la actualidad se está en un proceso de verificación para esta segunda etapa”. 

Según Control Urbano, cada martes hacen operativos de control y verificación de mobiliarios, con el objetivo de identificar puestos que no se están usando, pues la norma obliga a los beneficiarios para mantener el permiso.  Aseguran que cuentan con un personal de 50 facilitadores cubriendo toda la zona desde Murillo hasta Barranquillita, desde la carrera 46 a la 38, también las estaciones de Transmetro del sector.

Las cajas para las instalaciones eléctricas también han generado malestar en los comerciantes. Josefina Villareal

Sobre los retrasos, la dependencia argumentó que  los principales problemas desde el comienzo fueron el tema hidráulico y eléctrico, pues este sector tenía más de 50 años sin intervenciones de este tipo, lo que generó problemas y atrasos en la obra.

Dina Luz Pardo, directora ejecutiva de Asocentro respalda la opinión de los comerciantes en el sentido que al principio el proyecto se vio atractivo por la forma como presentaron los render, pero en la realidad, por la demora hay una afectación a nivel de costos puesto que los clientes se alejaron del sector y lo otro es que instalaron unos transformadores muy grandes que le quitan estética al proyecto.

“Nos dijeron que después de instalado el mobiliario y reubicado los vendedores que ellos se iban a comprometer a mantener el lugar aseado, organizado y eso no está cumpliendo en estos momentos. 

Algunos mobiliarios ya presentan deterioro y oxidación, según lo manifestado por los comerciantes. Josefina Villareal
Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.